Fabricantes de ropa en China: Cómo encontrar la fábrica correcta

¿Busca diseñar su propia playera o lanzar su propia colección de prendas tejidas? Exportar desde China u otro país de bajo costo, podría ser su única opción. En este artículo, le explicaré lo que necesita saber al seleccionar un fabricante de ropa, las regulaciones de sustancias, la calidad del material y administrar el desarrollo del producto y el proceso de producción.

Ya sea que usted sea una empresa emprendedora del ramo textil buscando probar una nueva línea de producto, o se considere el próximo Karl Lagerfeld, este artículo está cargado de consejos para usted. Pero primero, le explicaré porqué comprar ropa a mayoristas en China es rara vez una opción.

¿Comprar ropa a mayoristas desde China?

El Mínimo de Orden Requerido (MOQ) para artículos de ropa y textiles con frecuencia es de 500 a 1000 piezas, por diseño. Eso se traduce en una mayor inversión, asumiendo que quiera lanzar una colección entera. Muchos importadores asumen que la solución a esto es evitar fabricar, y comprar ropa terminada a mayoristas.

Por supuesto, hay mayoristas de ropa y textiles en China. De hecho, hay decenas de miles de ellos. Sin embargo, esos mayoristas, comercian productos fabricados para el mercado chino. De un vistazo a Taobao.com (el eBay chino) y lo comprobará. Usted puede obtener una playera por dos dólares y un par de jeans por el precio de un Big Mac. Pero, China no es una tierra de ensueño donde las bases económicas no aplican. En otras palabras, usted obtiene lo que paga.

De hecho, usted podría tener más de lo que realmente quiere. Al menos en términos de sustancias reguladas, como los formaldehidos y colores AZO. Las regulaciones de sustancias en China son más débiles que las de occidente. Por esta razón, comprar ropa a mayoristas desde China es rara vez (si no es que nunca) una opción, a menos que esté dispuesto a correr el riesgo de que sus productos sean incautados por la aduana – o caer en un retiro forzado.

Factores importantes al seleccionar una fábrica de ropa y textiles

No todos los fabricantes de ropa y textiles son iguales. Hacer una selección en línea al azar, sin verificar si el proveedor es capaz de alcanzar sus requisitos de calidad, es probable que termine en desastre. A continuación se muestra una introducción a los tres factores que realmente importan, al seleccionar fabricantes de ropa en China.

1: Control de sustancias y cumplimiento con las regulaciones textiles extranjeras

Los textiles y ropa están regulados en muchos países, incluyendo los Estados Unidos, Europa y Australia. La mayoría de las normas de seguridad aplicables, como REACH (Europa) y FHSA (Estados Unidos) regulan sustancias, como los formaldehidos, colores AZO y asbestos. Muchos fabricantes chinos, especialmente los pequeños, no tienen conocimiento de las sustancias contenidas en sus textiles.

Es un problema muy enraizado que va más allá del fabricante. Todos los fabricantes de ropa compran telas y componentes a subcontratistas. El número de subcontratistas puede variar entre dos o tres, hasta más de cien. Asegurar que ninguna tela que no cumpla se escabulla requiere que el proveedor pruebe un gran número de muestras, lo cual la mayoría de las pequeñas fábricas consideran demasiado caro y un gasto de tiempo.

Para los importadores con base en Europa, América, Canadá y Australia, es crítico elegir un proveedor que pueda demostrar el cumplimiento previo con las regulaciones de sustancias aplicables, y probarlo. Es por eso que nosotros incluimos tanto la confirmación de las regulaciones de producto aplicables como los requisitos de etiquetado, en su país, al adquirir nuestros servicios. Haga clic aquí para saber mas.

2: Requisitos de etiquetado de textiles

Las regulaciones de ropa y textiles no solo se limitan a las sustancias sino también al etiquetado del producto y su empaque. Estos requisitos de etiquetado varían ampliamente entre los diferentes países. Sin embargo, la mayoría de los países requieren que la etiqueta incluya el País de Origen (Hecho en China), el contenido de fibras del textil e instrucciones de lavado.

Sin embargo, un proveedor no puede realmente cumplir o no con los requisitos de etiquetado. De hecho, es su trabajo diseñar la etiqueta del textil, y verificar si cumple con las regulaciones aplicables en su país. El trabajo del proveedor es imprimirla. Sobra decir, que el proveedor debe ser capaz de proporcionarle información sobre el contenido de fibras del textil y las instrucciones de lavado.

3: Calidad de la tela

Los buenos proveedores ofrecen telas de alta calidad y los malos proveedores ofrecen telas de baja calidad. ¿Cierto? No es así de simple. Hace un par de años lo aprendí, de la peor manera.

En 2011, teníamos la tarea de administrar el proceso de desarrollo de una nueva colección de playeras polo para una marca europea. Ellos habían elegido un nuevo proveedor en la provincia sureña de Fujian para fabricar sus nuevos diseños. Era un buen proveedor. Instalaciones limpias, larga historia, mucho capital, maquinaria moderna y un estricto sistema de administración de la calidad.

El cliente recibió las muestras y comenzaron las pruebas. Después de unas semanas de uso y lavado, estuvo claro que la calidad del material estaba lejos de las expectativas del cliente. Mientras que ellos querían igualarse a marcas como GANT y Ralph Lauren en términos de calidad, esta muestra iría directo al desagüe.

Obviamente, el cliente estaba molesto por esto, y le enviamos una queja al proveedor. Ellos hicieron otro lote de muestras. Pero el resultado fue el mismo. Allí fue donde nos dimos cuenta que era un proveedor confiable, aunque no era capaz de cumplir con los requisitos de calidad de nuestro cliente. Descubrimos que ellos estaban especializados en hacer ropa de bajo costo, y ¡lo hacían muy bien también!

Antes de comenzar, necesita poner sus especificaciones sobre telas en orden. Nunca asuma que un fabricante de ropa y textiles chino se especialice en hacer artículos que cumplan con sus requisitos de calidad, sin importar sus cualificaciones técnicas.

Proceso de desarrollo del producto

Cuando ha elegido algunos proveedores (no sólo uno, como expliqué anteriormente en este artículo) es tiempo de ponerlos a prueba. Continúe leyendo, y descubra como administrar el proceso de desarrollo y el proceso de producción de ropa:

Paso 1: Boceto de diseño, selección de material y especificaciones de producto

Los fabricantes chinos están totalmente acostumbrados a producir artículos de acuerdo a las especificaciones del comprado. Si bien algunos proveedores ofrecen servicios de diseño, ellos ciertamente no le ayudaran a nadie a diseñar una nueva colección basada en una elección al azar en el sitio web Alibaba.

Antes de que siquiera se moleste en ponerse en contacto con los fabricantes, usted necesita poner en orden sus especificaciones. Esto incluye, pero no se limita, a lo siguiente:

  • Bocetos de diseño
  • Elementos de diseño (p. ej. cuello)
  • Dimensiones
  • Tipo de tela (p. ej. 96% algodón y 4% spandex)
  • Peso de la tela (p. ej. 120 gsm)
  • Impresión o bordado (p. ej. serigrafía)
  • Colores Pantone
  • Botones (diseño, material)
  • Costuras
  • Etiqueta del textil (archivos de diseño y dimensiones)
  • Cumplimiento de requerimientos (por ejemplo Libre de colores AZO)

Usted también puede complementar las especificaciones con muestras de producto físicas, en caso de que usted intente replicar cierto color, material o elementos de diseño de un producto existente. Sin embargo, ciertos componentes, como botones, es mejor que se dejen abierto hasta que usted conozca lo que el proveedor tiene para ofrecer.

En caso de fallar al proveer especificaciones de producto suficientes, es muy probable que reciba artículos de muy pobre calidad. Los malos entendidos ocurren más fácil de lo que puede siquiera imaginar, y no hay definición universal de lo que es “buena calidad”. Nada debe dejarse de lado en las especificaciones de producto.

Paso 2: Desarrollo de la muestra

Aquí es donde se vuelve interesante, pero actúe con precaución. Primero que nada, es muy pronto para hacer una selección de proveedor final en esta etapa. En lugar de eso, debe elegir al menos tres o cuatro proveedores que produzcan muestras de ropa simultáneamente.

En mi experiencia, cerca del 50% de los proveedores fallan al fabricar muestras satisfactorias. Ellos pueden carecer de precisión para hacer las costuras rectas, ofrecer materiales de baja calidad o probar que ellos no se preocupan de verdad por seguir sus requisitos de diseño.

Las muestras requieren tiempo para desarrollarse, y con frecuencia requieren algunas revisiones. De repente habrán pasado tres meses. Si usted ha elegido un proveedor muy pronto, usted podría necesitar comenzar todo de nuevo. Es por eso que es crítico conservar varias opciones de proveedor en la mano en esta etapa. De este modo, usted puede simplemente desechar al proveedor que falle en producir muestras satisfactorias, y continuar con aquellos que han tenido éxito. Si, cuesta un poco más comprar muestras a cuatro proveedores, en lugar de solo a uno. Pero, considere el tiempo y dinero que usted ahorrará, realmente lo vale.

Paso 3: Pruebas de cumplimiento

El cumplimiento previo significa que un proveedor pueda probar que ellos son capaces de asegurar el cumplimiento. Si bien es clave en los requisitos de cualificación, no es garantía de futuros cumplimientos. Es por eso, que usted debe someter a las muestras de material a pruebas de cumplimiento, antes de comenzar la producción masiva.

Pero, aquí también es donde todo se vuelve realmente complicado. Las telas son compradas a subcontratistas, y los proveedores rara vez las conservan en existencia. Las muestras de telas que están disponibles durante la producción de muestras podrían no estar disponibles para cuando usted haga el pedido. Incluso si las telas usadas para la producción en masa son visualmente idénticas, podrían provenir de otro lote (el cual podría contener otros químicos) o de un subcontratista totalmente diferente.

En el peor escenario, esto significa que usted podría terminar con ropa hecha de telas que no cumplan, incluso si las telas de la pre-producción pasaron las pruebas de cumplimiento. Sin embargo, a pesar de ese riesgo, la prueba de telas de pre-producción es crítica. Una forma de minimizar riesgos futuros es hacer pruebas de cumplimiento de muestras de telas tan pronto como el lote usado para sus artículos llegue al almacén del proveedor, pero antes de que la producción masiva comience. De esa forma usted puede al menos evitar la situación donde usted se queda con un lote entero de ropa que no cumple. ¿Suena complicado? No mucho, si usted sigue el siguiente proceso:

  1. Seleccione telas y confirme las regulaciones de sustancias aplicables
  2. Pregunte a su proveedor si las telas usadas para la producción masiva se originan del mismo lote y/o del mismo subcontratista
  3. Colecte y envíe las muestras de referencia de las telas de pre-producción a un laboratorio de pruebas
  4. El proveedor comienza la producción masiva y ordena las telas a uno o más subcontratistas
  5. Recolecte y envíe un lote de muestra de telas de referencia a un laboratorio de pruebas
  6. Si cumple: aprobar la producción

A veces un material, o incluso un color, requieren pruebas de cumplimiento separadas, los costos se incrementan si usa diferentes telas y colores. Si usted tiene poco presupuesto, trate de limitar el número de diferentes telas usadas en su ropa.

Step 4: Contrato de ventas

Antes de pagar el depósito y que comience la producción, su fabricante de ropa debe firmar un Contrato de Ventas. El principal propósito del Contrato de Ventas no es prepararlo para futuras disputas, sino prevenirlas.

Primero, debe prevenir malos entendidos. Por eso, debe incluir las especificaciones del producto, los bocetos de diseño, las especificaciones de material y las muestras de color. Usted también puede agregar muestras físicas, para que el proveedor las firme y selle.

Sin embargo, estas especificaciones podrían no servir de nada a menos de que presione al proveedor a cumplirlas. Esto solo puede lograrse si usted hace que el proveedor entienda que usted verificará el cumplimiento, y que usted tiene una moneda de cambio en la mano, en caso de que ellos no lo hagan.

Con el fin de verificar el cumplimiento, usted necesita realizar una Inspección de Calidad. Hablaré de ello más adelante. El pago también es crítico. Si usted paga al proveedor el 100% por adelantado, ellos no tendrán un incentivo para rehacer o reparar artículos defectuosos, en caso de que la Inspección de Calidad falle. Es por eso que el pago del balance final debe retenerse hasta que la calidad sea verificada.

Paso 5: Control de calidad

Fabricar no es una ciencia. Los problemas de calidad ciertamente ocurren, en diferente grado. Ellos no pueden eliminarse completamente, pero pueden administrarse y reducirse a un grado en el que no afectan visiblemente a su empresa.

Olvídese de regresar las piezas defectuosas a China. La fabricación de bajo costo es barata por una razón. En lugar de eso, usted debe verificar que su ropa cumpla con los requisitos de calidad antes de que sea empacada y enviada. Por esta razón, debe ejecutarse una Inspección de Calidad en la fábrica del fabricante, después de la producción – pero antes del envío.

Hay un número de defectos que podrían ocurrir al fabricar ropa. A continuación se muestra una lista de defectos con los que me he tropezado:

  • Pobres costuras (p. ej. Costuras chuecas, hilos sueltos)
  • Decoloración
  • Bordado arrugado
  • Dimensiones incorrectas
  • Botones o cremalleras perdidas
  • Polvo y suciedad

Sin embargo, ciertos problemas de calidad no pueden detectarse durante una simple inspección de fábrica. Por ejemplo, las telas de baja calidad pueden perder la forma, después de algunas lavadas. Es por esto que una prueba de muestras extensa, y el uso actual, son críticas, antes de que la producción comience. Siéntase libre de contactarnos, si usted tiene más preguntas sobre encontrar proveedores de ropa confiables y cumplidos en China.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *